La Rueda de la Fortuna

Bitácora de economía y medios de comunicación

¿Y si México no va al Mundial?

Posted by Francisco Vidal Bonifaz en agosto 12, 2009

Una juegada en el enfrentamiento entre las selecciones de EU y México en febrero pasado. (Federación Mexicana de Futbol)

Una jugada en el enfrentamiento entre las selecciones de EU y México en febrero pasado. (Federación Mexicana de Futbol)

Por Francisco Vidal Bonifaz.

Así iniciaba el pasado día siete de agosto un artículo en la versión electrónica de la publicación económica El Semanario.

El propio reporte se apresuraba a contestar: “Pierden Televisa y TV Azteca” aunque, podríamos añadir: no solamente esas compañías.

Así es, el futbol profesional contemporáneo se ha convertido en una extraordinaria fuente de ingreso para la televisión comercial y en nuestro país, donde el dominio de Televisa y TV Azteca es abrumador, en una opción prácticamente monopolizada por ambas empresas.

El Semanario se apoyaba en un análisis de BBVA Bancomer en el que se afirma que ambas televisoras, en el supuesto de que la Selección Nacional no calificara al Mundial de Sudáfrica, reportarían una merma de entre 10 y 12 por ciento de sus ventas anuales. Para Televisa implica una reducción de 16.5 millones de dólares en sus ventas esperadas de 2010.

Pero el daño no termina en este punto, pues los patrocinadores del equipo mexicano también se verían afectados.

Existen cuatro compañías que aparecen como principales patrocinadoras de la selección nacional y que pagaron 200 millones de dólares –según investigaciones del diario El Economista— para gozar de este privilegio: Coca-Cola, Banamex, Movistar y Adidas.

Como se sabe, Coca-Cola es la principal empresa refresquera del país y Banamex es uno de los bancos más importantes en territorio nacional, hasta ahora filial del estadounidense Citigroup.

Se verían afectados también Movistar, filial del grupo español Telefónica, que le ganó la carrera a su acérrimo rival –Telcel— por tener un sitio como sostén de la selección y Adidas, la segunda compañía fabricante de ropa deportiva en el mundo y que ahora viste a la selección. Esta última pagó a finales de 2006 entre 70 y 80 millones de dólares por el contrato para proveer los uniformes de la selección nacional, según estimaciones realizadas en esa época.

No se trata, necesariamente, de que estas empresas reduzcan sus ventas, pero un descalabro de la oncena mexicana de futbol puede significar un retroceso en sus respectivos planes de posicionamiento de marca o lanzamientos de nuevos productos y servicios, sin menoscabo de que no se realicen las tradicionales promociones que se planean alrededor de la selección.

Pierden también los dueños de los equipos de futbol profesional de México, pues en alguna medida ellos son los propietarios de la selección nacional.

En caso de ser eliminados se dejarían de percibir los ingresos por los juegos de preparación previos al Mundial, los pagos que otorga la FIFA a las selecciones que califican y los nuevos contratos comerciales.

Lo que está en juego, siguiendo al reporte del El Economista, es una bolsa que podría sumar 150 millones de dólares.

Los clubes dueños de los contratos de los futbolistas y los promotores y representantes de los mismos también saldrían afectados, como fruto de la pérdida de valor comercial de un deportista profesional que no asiste a la más importante competencia en su especialidad.

Las afectaciones no son solamente en esta escala, pues también podrían verse perjudicados miles de negocios –bares, cantinas, restaurantes, por mencionar los más obvios— que observan como crecen los parroquianos o las ventas cada que la selección disputa un partido.

Así que lo que está en disputa es algo más que el honor y la capacidad deportiva, en realidad lo que está en peligro de resultar seriamente dañada es una gran maquinaria de hacer dinero que gira alrededor de la selección nacional de futbol.

Es poco probable—aunque no imposible— que México no asista al Mundial de Sudáfrica, el sistema de calificación es tan noble que sólo una verdadera catástrofe deportiva lo impediría, a lo que habría que aunar la influencia que ejercen los intereses comerciales que también están presentes en el juego.

Si utilizas este material por favor citar como:

Vidal Bonifaz, Francisco. “¿Y si México no va al Mundial?” [en línea]. En: La Rueda de la Fortuna. 12 de agosto de 2009. Bitácora <ruedadelafortuna.wordpress.com> en el servidor <www.wordpress.com>. [Consulta: introduce la fecha de consulta].

Una respuesta to “¿Y si México no va al Mundial?”

  1. […] tristes saliendo de un estadio. Nadie quiere que la selección se quede en casa el verano de 2014. Y si llegara a pasar, todos lo resentirían de algún modo. Los fanáticos que sienten la camiseta con rabia y llanto. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: